09 · 4 · 18

Perfiles FICM: Paz Alicia Garciadiego

Una de las figuras más destacadas en el mundo del guionismo dentro y fuera de México, es Paz Alicia Garciadiego. Creció en la Colonia Juarez de la Ciudad de México; desde pequeña comenzó su fascinación por las historias de todo tipo, sobre todo con la literatura mexicana en la época de la revolución, gracias a su madre y abuela.

Perfiles FICM: Paz Alicia Garciadiego

Paz Alicia Garciadiego

A la par fue creciendo su interés por las historias en pantalla grande, pues frecuentemente visitaba el cine El Parisiana cuando era niña.Ahí pudo ver algunas de las películas más relevantes de su época.

Tras la revolución que significaron los acontecimientos ocurridos en 1968 en el mundo, entró a la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM, donde estudió Letras españolas y estudios latinoamericanos, comenzando una carrera en la docencia e investigación que se intercalarían perfectamente a lo largo de su vida.

Tras su paso por la Secretaría de Educación Pública, donde ganó en 1981 el segundo lugar en el Primer Concurso Nacional de Historieta, conoció a Arturo Ripstein, su pareja tanto en la vida personal como en el cine. Con él creó una mancuerna que refleja una estética particular en cada guion y en su traslado a la pantalla.

Profundo carmesí (1996, dir. Arturo Ripstein)

Profundo carmesí (1996, dir. Arturo Ripstein)

En 1986 escribió su primer guion cinematográfico para el largometraje El imperio de la fortuna (1985, dir. Arturo Ripstein), con el cuál comenzaría una carrera sumamente destacada en el mundo del cine mexicano y otras latitudes.

Su trabajo ha constituido una nueva forma de adentrarse a la psicología y desarrollo de personajes complejos, donde su gran manejo del lenguaje y la narrativa han hecho que el mundo voltee a ver y leer sus apasionantes historias que le ha valido numerosos premios y reconocimientos.

Con quince largometrajes en su trayectoria, siete premios nacionales e internacionales entre los que destacan un León de Oro al Mejor Guion Cinematográfico por Profundo carmesí (1996, dir. Arturo Ripstein) en el Festival de Venecia en 1996; un Premio al Mejor Guion Inédito por El coronel no tiene quien le escriba (1999, dir. Arturo Ripstein) en el marco del Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana, Cuba en 1998, y recientemente la Medalla Salvador Toscano al Mérito Cinematográfico en 2014, por mencionar algunos.