05 · 11 · 21

Fernando Soto “Mantequilla”, uno de los grandes comediantes de la Época de oro del cine mexicano

Sorry, this entry is only available in spanish. For the sake of viewer convenience, the content is shown below in the alternative language. You may click the link to switch the active language.

Miembro de una familia de actores, Fernando Soto —quien más tarde recibiría el apodo de “Mantequilla”— nació el 15 de abril de 1911. Hoy, a más de 30 años de su muerte, recordamos a uno de los comediantes más famosos del cine de oro mexicano.

Fernando Soto fue comediante en varias de las películas protagonizadas por Pedro Infante, Jorge Negrete, Sara García, Roberto Cañedo, Fernando Soler e incluso compartió escena con el legendario Mario Moreno “Cantinflas”. Pese a que no destacó como actor protagónico, con su carisma, su sentido del humor, sus ocurrencias y su sencillez, el actor ganó un lugar muy especial en el corazón del público. Su primer acercamiento a la comedia lo tuvo desde su infancia con su padre, Roberto “El panzón Soto”, quien fue una fuente de inspiración a lo largo de su trayectoria.

Cineteca Nacional on Twitter: "Este fue el caso de algunos de ellos gracias  a su talento, gracia, gesto o por interpretar el mismo personaje en  distintos proyectos. ¿En qué películas los reconoces?…

Fue en la película Ni sangre, ni arena (1941, dir. Alejandro Galindo) que alcanzó la fama compartiendo créditos con Cantinflas. En el filme, “El Chato”(Cantinflas) con la ayuda de su amigo “Charifas” (Mantequilla) logra ingresar a una corrida de toros. Sin embargo, dado el gran parecido físico entre “El Chato” y el torero, los confunden y empieza una serie de travesías entre los amigos. Posteriormente, en Yo no me caso compadre (1960, dir. Miguel M. Delgado) trabajó al lado del actor Luis Aguilar.

Sin duda, fue con Pedro Infante con quien interpretaría a sus personajes más célebres; es recordado como el fiel compañero de Pedro en la pantalla grande. La primera cinta juntos fue en Los tres García (1947, dir. Ismael Rodríguez), donde también participó Sara García. Ahí interpretó a Tranquilino e inmortalizó la frase “Lo agarraron como al enfermo del estómago: corre y corre”. Tiempo después “Mantequilla” participó en la secuela ¡Vuelven los García! (1947, dir. Ismael Rodríguez). Su dupla con Pedro Infante siguió en Soy charro de Rancho Grande (1947, dir. Joaquín Pardavé), Los tres huastecos (1948), Nosotros los pobres (1948), Ustedes los ricos (1948) y Pepe el Toro (1952), estas últimas dirigidas por el cineasta Ismael Rodríguez.

Fernando Soto murió el 11 de mayo de 1980 debido a problemas de salud. Dejó un gran legado y arrancó un sin finde carcajadas durante sus más de 40 años de carrera artística.